Sueño y alimentación: Lo que los nutricionistas dicen sobre alcohol y cafeína

.
Publicado: 08-10-2023

La relación entre la alimentación, el sueño y el consumo de sustancias como el alcohol y la cafeína es un tema de gran relevancia para la salud. Los nutricionistas desempeñan un papel fundamental al proporcionar orientación sobre cómo estas sustancias afectan nuestra calidad de sueño y nuestros hábitos alimenticios.

Alcohol y sueño : Un sueño superficial

Los nutricionistas son conscientes de que el alcohol puede ayudar a conciliar el sueño más rápidamente, pero también saben que puede tener un efecto perjudicial en la calidad del sueño . El alcohol interfiere con los patrones de sueño , haciendo que las fases de sueño profundo sean menos frecuentes y provocando despertares nocturnos. Los nutricionistas aconsejan moderar el consumo de alcohol, especialmente antes de acostarse, para evitar estos efectos negativos en el sueño .

¿Sospecha tener algún trastorno del sueño?

Además, el alcohol puede influir en nuestros hábitos alimenticios de diversas maneras. Puede aumentar el apetito y provocar la elección de alimentos poco saludables. Los nutricionistas recomiendan moderar la ingesta de alcohol para evitar el consumo excesivo de calorías y el aumento de peso no deseado.

Cafeína y vigilia: Un estímulo importante

La cafeína es un estimulante ampliamente consumido en todo el mundo. Los nutricionistas reconocen que la cafeína puede aumentar la vigilia y la concentración, pero también pueden interferir con el sueño si se consume en exceso o demasiado tarde en el día. Aconsejan limitar la ingesta de cafeína en las horas previas al sueño para evitar dificultades para conciliarlo.

Comidas pesadas después de beber

Después de consumir alcohol, muchas personas tienden a comer comidas pesadas y grasosas, lo que puede causar malestar estomacal y dificultar el sueño . Los nutricionistas aconsejan optar por comidas más ligeras y saludables después de beber alcohol para minimizar estos efectos negativos.

Moderación y equilibrio

La clave, según los nutricionistas, es la moderación y el equilibrio en el consumo de alcohol y cafeína. Esto implica no solo controlar la cantidad de estas sustancias, sino también prestar atención a la hora del día en que se consumen. Estos profesionales pueden ofrecer recomendaciones específicas para lograr un equilibrio adecuado según las necesidades individuales.

En lugar de recurrir al alcohol o la cafeína, los nutricionistas pueden sugerir alternativas más saludables. Por ejemplo, infusiones de hierbas sin cafeína como la manzanilla o el té de hierbas pueden ser opciones relajantes antes de dormir.

Finalmente, los nutricionistas pueden trabajar con las personas para desarrollar planes de alimentación y sueño que promuevan la salud en general. Estos planes pueden incluir recomendaciones sobre cuándo y qué comer en relación con el sueño , así como cómo gestionar el consumo de alcohol y cafeína de manera responsable.

Un tratamiento eficaz
depende de un buen diagnóstico

Última modificación: 08-10-2023