Clinica Somno - Medicina del Sueño Insomnio crónico

Insomnio crónico

Es un trastorno del sueño frecuente que puede causar dificultad para conciliar el sueño, mantenerlo o despertar prematuro con dificultades de volver a dormir.

DEFINICIÓN

Insomnio crónico

El insomnio es un trastorno del sueño frecuente que puede causar dificultad para conciliar el sueño, mantenerlo o despertar prematuro con dificultades de volver a conciliar el sueño. El insomnio no solo disminuye la energía y estado de ánimo, sino que también puede afectar la salud, desempeño laboral y calidad de vida.


Para que el Insomnio sea considerado como crónico debe tener una duración de al menos 1 mes (por lo menos 3 noches por semana).


Entre las principales consecuencias del insomnio podemos mencionar las siguientes:

  • Compromete tu sistema inmunológico: Las personas que consiguen sólo cuatro horas de sueño cada noche durante una semana producen la mitad del número de anticuerpos contra la gripe en comparación con los que duermen entre siete y ocho horas.
  • Predisposición a la depresión: Un estudio de dos años que participaron más de 10.000 participantes encontró que los que tuvieron menos de seis horas de sueño padecieron sentimientos de ansiedad y tristeza.
  • Hipertensión arterial: Dormir menos de seis horas cada noche casi puede duplicar el riesgo de desarrollar presión arterial alta.
  • Puede conducir a enfermedades cardíacas: Un estudio encontró que las mujeres que dormían cinco horas o menos cada noche tenían mayores niveles de CRP – un marcador de enfermedad cardíaca.
  • Diabetes: La falta de sueño puede conducir a la resistencia a la insulina, lo que podría conducir al desarrollo de diabetes tipo 2.
  • El insomnio genera un aumento de peso corporal: Investigaciones han demostrado que las personas que duermen menos y no logran el sueño son menos propensos a tener una mayor ingesta de alimentos.
  • Pérdida de elasticidad de la piel

 

Si el insomnio te dificulta el desempeño durante el día, consulta con el médico para identificar la causa de tus problemas para dormir y cómo se pueden tratar. Si el médico cree que tal vez tengas un trastorno del sueño, podría derivarse a un centro del sueño para que te realicen estudios especiales.

SÍNTOMAS

Algunos síntomas del insomnio crónico pueden ser:

Dificultad para quedarse dormido o para mantenerse dormido. Demorar sobre 30 minutos en conciliar el sueño puede ser un indicador de insomnio o algún trastorno del sueño.
Puede ser despertar durante la noche constantemente o despertarse muy temprano.
Sensación de cansancio, pesadez, sueño, embotamiento de los sentidos y torpeza en los movimientos.
Se puede presentar Irritabilidad, ansiedad e incluso tener cuadros de depresión.
Se puede presentar dificultad para prestar atención, concentrarse en las tareas o recordar, aumento de errores en tareas simples o los accidentes.
Sentir constantemente que se tiene una mala calidad de sueño o que su salud puede estar en mal estado.

DIAGNÓSTICO

Dependiendo de tu situación, el diagnóstico de insomnio y la búsqueda de sus causas puede incluir:

80%

EN PACIENTES CON HIPERTENCIÓN ARTERIAL.

“Los expertos recomiendan seguir una dieta saludable y practicar actividades físicas de forma regular”.

CAUSAS

No existe ninguna condición subyacente conocida o asociada

Ya que depende de la condición médica o física subyacente o asociada, incluyendo otros desórdenes del sueño o una condición psiquiátrica, especialmente la depresión; medicamentos; malos hábitos de salud y de sueño; condiciones ambientales en que se duerme, etc.

A continuación entregamos las distintas clasificaciones de Insomnio crónico que se pueden presentar:

  • Insomnio psicofisiológico: Forma común de insomnio, que debe estar presente al menos durante un mes, cuya característica principal es un nivel anormalmente elevado de microdespertares, con presencia de asociaciones negativas o preventivas sobre el sueño: excesiva preocupación o ansiedad sobre el propio sueño, dificultad para dormir a las horas deseadas pero facilidad para hacerlo en situaciones monótonas durante el día, mayor capacidad para dormir fuera del domicilio que en la propia casa, pensamientos intrusivos en la cama o incapacidad para dejar de pensar, tensión somática e incapacidad para relajarse.
  • Insomnio idiopático Forma de insomnio crónico y de larga evolución, de inicio habitualmente insidioso en la infancia, cuya característica diferencial es la ausencia de factores precipitantes. Es persistente en el tiempo, sin periodos de remisión, aunque puede exacerbar por factores que típicamente pueden afectar al sueño o por los efectos de condiciones médicas o psiquiátricas.
  • Insomnio paradojal También denominado “mala percepción del propio sueño”, se caracteriza por una queja subjetiva de insomnio grave que ocurre en ausencia de evidencias objetivas de alteraciones del sueño nocturno o síntomas de compromiso diurno que serían esperables por la severidad del trastorno referido por el paciente.
  • Mala higiene de sueño Determinadas conductas diurnas son incompatibles con el mantenimiento de una buena calidad de sueño, pudiendo dar lugar a una clínica de insomnio.
  • Insomnio debido a trastornos psiquiátricos En este caso el insomnio es un síntoma de un trastorno psiquiátrico identificado y diagnosticado según los criterios estándar, y se asocia temporalmente con este trastorno, con periodos de mejoría y empeoramiento paralelos a los de los síntomas de la patología mental subyacente. Sin embargo, el insomnio como síntoma constituye una queja principal y una línea de tratamiento independiente a la del trastorno de base (habitualmente episodio depresivo mayor, distimia, trastorno bipolar y muchos de los trastornos de ansiedad).
  • Insomnio debido a trastornos médicos Como sucede en el insomnio asociado a un trastorno mental, también puede producirse en el contexto de una enfermedad médica asociada a fragmentación del sueño, con evolución paralela del insomnio a la de la enfermedad de base. Podría incluirse cualquier condición médica asociada a dolor, determinadas enfermedades pulmonares obstructivas que provocan disnea o tos nocturna (como el asma relacionada con el sueño) e incluso condiciones no patológicas.
  • Insomnio debido a drogas o sustancias La característica principal de este tipo de insomnio es la supresión o fragmentación del sueño como consecuencia del consumo de fármacos, drogas, cafeína o alcohol.

“Para los individuos que no responden bien al tratamiento farmacológico, o personas que buscan una alternativa natural a los tratamientos tradicionales, el Neurofeedback puede ser una excelente opción.”

ISIDORA CAMPOS

TRATAMIENTO

Cambiar tus hábitos de sueño

Cambiar tus hábitos de sueño y encarar cualquier problema que se pueda asociar con el insomnio, como el estrés, trastornos de salud o medicamentos, puede restaurar el sueño reparador para mucha gente.


Si estas medidas no funcionan, su doctor puede recomendarte:

  • La terapia cognitiva conductual.
  • Terapia Farmacológica: medicación, o ambas, para ayudar a mejorar la relajación y el sueño.

ESPECIALISTAS

Neurología Adulto

DR. PEDRO MOYA SANTIBÁÑEZ

Médico Cirujano de la Pontificia Universidad Católica de Chile. Especializado en Neurología Adultos.

Neurología Adulto

DR. PABLO GUZMÁN ZORRILLA

Médico Cirujano de la Universidad de Chile. Especialidad en Neurología, en el Hospital Barros Luco

Neurología Adulto

DRA. MARÍA VICTORIA CARGIOLI

Médico Cirujano de la Universidad de Los Andes. Especialidad en Neurología, Universidad de Chile.

Neurología Adulto

DR. MARIO DÍAZ SEPULVEDA

Médico Cirujano de la Universidad de Chile. Especialidad en Neurología en la Universidad de Chile.